Segmentación de tarifas: desde Energía de Misiones informaron que los usuarios deberán anotarse en un registro para no perder subsidios nacionales

La segmentación de tarifas tendrá su impacto en las facturas por lo que desde la Nación se creó un registro en el que los usuarios deberán pedir la ayuda estatal para su factura. “Cabe aclarar que esto representa un aumento debido a la quita de subsidio y no por aumento de tarifas”, remarcó Adrián Rivero, gerente Comercial de Energía de Misiones.

Desde Energía de Misiones, informaron que los usuarios residenciales de la provincia deberán anotarte en un registro nacional para no perder los subsidios del Gobierno nacional que aplicará una quita de los mismos a través de la aplicación de tarifas diferenciadas de acuerdo al poder adquisitivo de los usuarios.

El Registro de Acceso a los Subsidios a la Energía Eléctrica (RASE) fue creado dentro del ministerio de Economía. Ahí, los titulares de las conexiones deberán completar una declaración jurada para solicitar el subsidio.

En ese sentido, el gerente Comercial de Energía de Misiones, Adrián Rivero, explicó cómo se implementará la segmentación de tarifas para los usuarios residenciales mediante un esquema que divide en tres segmentos según el nivel de ingreso que posean: alto, para los de mayores ingresos, que superan los 333 mil pesos, lo que equivale a 3,5 canastas básicas); el medio, para los hogares con ingresos menores a tres canastas básicas y el segmento social, que integran los hogares de menores ingresos, es decir de una canasta básica.

El funcionario provincial aclaró que el segmento alto pagará la tarifa plena sin ningún tipo de subsidio, en tanto el medio, en principio, no tendría hasta fin de año un incremento por quita de subsidios y los incrementos posteriores no deberán superar el 80% del aumento de los salarios.

En tanto el segmento social no tendrá cambios hasta fin de año. “Cabe aclarar que esto representa un aumento debido a la quita de subsidio y no por aumento de tarifas”, remarcó.

Rivero recordó que la tarifa de la energía eléctrica está compuesta por el costo mayorista nacional, además del Valor Agregado de Distribución (VAD), es decir, lo que las provincias cobran para llevar la energía a los hogares, comercios o industrias, entre otras. A estos componentes se suman los impuestos provinciales y municipales.

Tenemos un componente nacional, el costo mayorista nacional, más el costo provincial, que es el valor de distribución de cada una de las distribuidoras. Esos dos componentes más los impuestos, es lo que terminamos pagando los usuario, la boleta final, el precio final.

“Los que tienen impacto de esos costos son los grandes usuarios, que en el periodo de mayo les representó un incremento del 43%. Con lo cual desde en marzo del año pasado ya se vienen quitando los subsidios a eso grandes consumidores de una potencia mayor a 300 kv”, informó.

fuente: misionesonline.net

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *