Eldorado. Más de 200 personas abandonaron el tabaco

Eldorado. El centro de cesación tabáquica funciona en la ciudad desde el año 2017 con excelentes resultados. Más de 200 personas abandonaron su adicción.

El centro funciona en el Hospital Gardes delkm.3 y su responsable es la Dra. Elsa Espínola. Desde que inició sus actividades un alto porcentaje de quienes buscaron asesoramiento abandonaron el tabaquismo.

“El centro comenzó a funcionar en el año 2017 cuando se aprobó la ordenanza de ciudad libre de humo en Eldorado, explica la Dra. Espínola, y puedo asegurar que con muy buenos resultados, más de 200, de las aproximadamente 250 que vinieron lograron superar su adicción. Algunos de ellos a los pocos días del tratamiento”.

El tratamiento consiste en la aplicación de parches de nicotina que liberan pequeñas cantidades de nicotina a través de la piel ayudando a mitigar los síntomas de abstinencia.

“El tratamiento a tratamiento por medio de los parches dura 8 semanas. Está demostrado que ese el lapso necesario de tiempo para lograr buenos resultados. El parche se adosa al brazo y libera nicotina lo que ayuda a mitigar la abstinencia ya que la nicotina es adictiva, y se debe cambiar cada 24 horas. Los pacientes concurren una vez por semana donde se les hace un seguimiento mediante entrevistas para ver cómo les está funcionando, y se les entrega la cantidad de parches para la próxima semana”, cuenta la responsable del centro.

Además de los parches en las entrevistas semanales de seguimiento se brindan “tips” para controlar la ansiedad y evitar posibles recaídas.

“Las entrevistas sirven para reforzar lo que hacen los parches ya que el adicto al tabaco busca excusas para volver a fumar. Por eso es necesario también reforzar su voluntad de dejar de fumar, y en ese sentido es importante el acompañamiento de la familia. Como cada ser humano responde de distinta manera, y tiene distintos grados de adicción es difícil saber cómo reaccionarán en los primeros días. Aunque tengo casos de personas que fumaban 2 etiquetas diarias que al tercer o cuarto día de tratamiento me manifestaban que ya no sentían ganas de fumar”, afirma.

Consultada sobre si la pandemia significó un aumento en el grado de tabaquismo, Espínola contesta “La situación de pandemia reforzó la sensación de ansiedad y además al estar todo cerrado, como los gimnasios o la imposibilidad de realizar actividades físicas, creó condiciones para que se agrave la adicción en algunas personas. Pero como, precisamente por la pandemia, no podíamos hacer los tratamientos porque eran presenciales, no se puede asegurar qué es lo que sucedió. Nosotros retomamos las actividades hace aproximadamente un mes y en estos momentos tenemos 10 pacientes positivos que dejaron de fumar”.

El tratamiento es gratuito y las consultas en el Hospital Gardes se llevan a cabo los días miércoles a partir de las 13:30 horas.

“Invito a la gente a que se acerque. El dejar de fumar trae enormes beneficios para el fumador, mejora su calidad de vida, y también la de su familia”, culmina Espínola.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *