La brecha de precios entre origen y destino de los productos agropecuarios bajó por tercer mes consecutivo. El consumidor pagó en góndola 4,96 veces más de lo que recibió el productor en la puerta de su campo. Para los productos agrícolas la brecha cayó 4,2% a 5,29 veces y para los ganaderos se mantuvo prácticamente sin cambios en 3,63 veces. Naranja, manzana, limón, zanahoria y zapallito, volvieron a ser los productos con más diferencia. Huevo y pollo, los de menos.

-La brecha de precios entre lo que pagó el consumidor y lo que recibió el productor por los productos agropecuarios bajó 3,5% en octubre y acumula una caída de 15,6% en tres meses. En promedio, los consumidores pagaron 4,96 veces más de lo que cobró el productor. Igualmente, la brecha sigue siendo elevada para la mayoría de los productos.

-El limón, la lechuga, el pimiento rojo, la zanahoria y la berenjena fueron los principales productos que explican la mejora en la brecha, todos con fuertes aumentos en los precios al productor.

-Los datos surgen del Índice de Precios en Origen y Destino (IPOD) que elabora el sector de Economías Regionales de CAME en base a precios diarios online de los principales supermercados del país; más de 700 precios de verdulerías y mercados para cada producto, y precios de origen de las principales zonas productoras que releva un equipo de 35 encuestadores.

-En octubre, el IPOD agrícola alcanzó un valor de 5,29 veces, 4,2% menos que en septiembre.

-El IPOD ganadero, en tanto, subió 0,3%, ubicándose en 3,63 veces, prácticamente el mismo valor que en septiembre (3,62 veces).

-La participación del productor en el precio final subió levemente al 22,9% promedio.

Mayores brechas

-Los productos con mayores brechas en octubre fueron: la naranja, donde el precio se multiplicó por 10,12 veces desde que salió del campo del productor, la manzana roja con una multiplicación de 8,89 veces, el limón con 7,05 veces, la zanahoria con 6,92 veces y el zapallito con 6,59 veces.

-En el caso puntual de la naranja, que es el producto del IPOD que mayor brecha presenta, la suba fue del 41,1% en el mes (casi 3 veces). Ese aumento se debe a la caída de 19,2% en los precios al productor, mientras que los precios en góndola subieron 14,1%. Sobre lo que sucedió en origen, la caída estuvo dada principalmente en la provincia de Entre Ríos, donde el precio pasó de $5,73 a $4,06, es decir, una caída del 29,2%. Entre Ríos venía teniendo una sucesión de problemas climáticos que ocasionaron fuertes variaciones tanto en la cantidad de producto como en la calidad. Eso provocó subas y bajas abruptas en los precios. Al normalizarse la cuestión climática la producción aumentó progresivamente, lo que llevó a una regulación de los precios al productor, pero no así en los precios de destino, que continuaron subiendo, posiblemente, al ritmo de la inflación general de la economía.

Menores brechas

-Los productos con menores brechas, en tanto, fueron: el huevo, donde el consumidor pagó apenas 2,21 veces más de lo que recibió el productor, lo mismo que en septiembre, el pollo 2,47 veces, la acelga 2,96, el repollo 3,55 y el tomate redondo 3,67 veces.

-En el caso del huevo y la carne de pollo las brechas se mantienen muy estables a lo largo del año, mostrando una alta correlación entre lo que sucede con los precios de origen y destino.

Caídas en las brechas

-En cuanto a las variaciones de las brechas la mayor caída se registró en el limón, donde bajó 25%, de 9,41 en septiembre a 7,05 veces en octubre. Esa variación responde a un aumento de 49,7% en los precios de origen y un incremento de 12,3% en los precios al consumidor.

-Otro producto con caída fuerte en la brecha fue la lechuga, donde bajó 25,8%, desde 7,7 a 5,71 veces. El precio al productor aumentó un 56,2% frente a septiembre, mientras que el precio al consumidor subió 15,9%. Según indican los productores consultados, el aumento del precio percibido por ellos se debe a un marcado incremento del consumo interno debido al calor. Por la época del año se consumen más verduras de hoja, y como la producción permanece constante, el precio tiende a subir. Incidió, también, el incremento en el precio del tomate en todo el país, ya que volcó más consumo hacia ese producto.

-En el caso del pimiento rojo, otro de los productos con mayor caída, la brecha se redujo 28,2% desde 5,48 veces a 3,93 (bajó 1,5 veces). El precio al productor aumentó 57,2% debido a la menor oferta en la cosecha temprana por el inusual calor del mes de mayo. Eso los hizo madurar rápidamente, obligando a los productores a cosechar antes de lo previsto. Dada la insuficiente infraestructura para mantener el producto, en frío o congelado, fue comercializado antes de la época habitual. En el mes de octubre, donde se produce mayor demanda por parte de los consumidores, se ofreció menos y se generó un aumento del precio en la puerta del campo. Mientras tanto, los precios al consumidor sólo subieron 12,8%.

-En octubre hubo aumentos en los precios de origen de 17 de los 25 productos relevados, 2 se mantuvieron sin cambios, y 6 tuvieron caídas.

-De la misma manera, los precios en destino subieron en 23 de los 25 productos relevados, en buena medida por el incremento general en los costos y de los precios minoristas de la economía.

Participación del productor

-Con la mejora en la brecha, la participación promedio del productor en el precio final del producto subió levemente de 21,8% en septiembre a 22,9% en octubre. De todos modos, continúa siendo muy baja, especialmente para la naranja, donde el productor apenas recibió el 9,9% del precio final o en la manzana roja, con 11,2%.

Fuente: Came