Eldorado. Familias humildes del Bº Elena se encuentran atravesando una difícil situación. El Ejecutivo Municipal realizó un relevamiento de las mismas y se había comprometido a asistirlas, pero ellas afirman que aún no lo hicieron.

A principios del mes de junio se conoció que el municipio, a través del área de acción social, había relevado el estado de las 22 familias que habían intrusado terrenos municipales del Bº Elena. Tras el relevamiento se había comprometido a asistir a algunas de ellas debido a la precariedad en que se encontraban, y a reubicar a 4 familias en otros terrenos.
Tras el relevamiento, la posterior denuncia ante la justicia de la intrusión por parte de los vecinos, se temió por un desalojo compulsivo de las familias.

Sin embargo hasta el momento nada de ello sucedió. Por tal motivo mujeres integrantes de esas familias se presentaron al Concejo Deliberante a plantear la situación a los concejales.
Allí plantearon la situación, mostrando la preocupación por la falta de cumplimiento por parte del municipio del compromiso asumido en cuanto a la relocalización.

Los Concejales, tras escucharlas, aprobaron un proyecto de resolución solicitando informes al ejecutivo municipal de lo actuado hasta el momento, dando precisiones acerca del plan de relocalización de las familias, y detalle de la ayuda brindada a las mismas.